EMBARAZO: QUÉ EMPACAR PARA LA CLÍNICA

Son muchos los preparativos que debemos realizar cuando esperamos la llegada de un nuevo integrante a la familia: hay que elegir cuna, coche, silla para el auto, decoración, vestuario…¡Uf! La lista es larga y si bien es una tarea emocionante, también puede llegar a ser un poco abrumadora, sobre todo para las mamás primerizas. ¡Es que todos nuestros amigos y familiares nos dan consejos y la oferta del mercado es eterna!

Por suerte, no me volví loca comprando cosas, aunque esto se lo debo al encierro de estudio para el examen de grado de la especialidad, que rendí a las 34s+6 de embarazo. Al día siguiente, celebramos el baby shower y recién después de eso hice una lista con todo lo que me faltaba, lo que incluía hacer la maleta para la clínica. Y acá viene mi primera recomendación: ¡no dejes pasar tanto tiempo como yo para completar este punto! Lo ideal es que tengas lista la maleta a las 34 semanas, ya que pasada esta fecha hay una sensación permanente de que el parto podría ocurrir en cualquier momento (sobre todo cuando uno escucha historias de partos prematuros o anecdóticos a cada rato). Tener todo empacado disminuye bastante la ansiedad.

Seguramente, muchas estarán pensando que si hacer la maleta ideal para una escapada de fin de semana ya es difícil, hacer la maleta ideal para el parto es casi imposible. Bueno, ¡te equivocas! Acá te cuento todo lo que tienes que empacar para que no te falte ni sobre nada en la cita más importante de tu vida.

* Al final podrás descargar una lista detallada con todos los artículos que mencionaré.

PARA TI

Carry-On & Weekender Bag from Louis Vuitton Chile.

Ten en cuenta que dependiendo del tipo de parto (normal o cesárea) estarás entre 3 a 5 noches hospitalizada, y que usarás la mayoría de las cosas sólo después del parto, ya que durante el trabajo de parto te hacen vestir la ropa de la clínica. Además, te entregarán casi todo lo desechable (toallitas, pañales, etc.), tanto para ti como para tu guagua, así que no es necesario que lleves esto.

El criterio principal es escoger artículos que te ayuden a sentir linda, cómoda y “warm & cosy” (cálida y acogedora) durante toda tu estadía:

  • Camisa de dormir maternal de algodón, en la que puedas dar papa y permita un fácil acceso para el examen y aseo ginecológico (o sea, no te recomiendo pijama con pantalón ni short). Yo compré estas en MadreMía.
  • Calcetines y zapatillas de levantarse.
  • Bata de levantarse (recuerda que recibirás visitas).
  • Sostenes maternales. Si bien los primeros días sale poco volumen de leche (calostro), cuando ocurre la “bajada” necesitarás muchos sostenes ya que se mojan enteros. Procura que sean cómodos, con buen soporte y que los broches no te molesten para dormir. Yo compré unos de microfibra y otros de algodón en MadreMía.
  • La bajada de leche es real y si bien es más dramática los primeros días, este reflejo se mantiene durante toda la lactancia, por lo que deberás escoger entre usar discos protectores de silicona o amapolas absorbentes de algodón. En Baby Infanti puedes encontrar ambas opciones de la marca Avent.
  • Pezonera en caso de que tengas dolor o dificultades para dar papa.
  • Crema para el cuidado del pezón. A mi me dieron Purelan en la clínica y la amé. Es muy parecida a la Elizabeth Arden 24 hour cream, pero no necesitas limpiarla para dar papa.
  • Calzones grandes y cómodos (los primeros días no usarás toallitas, sino que unas mega compresas de algodón).
  • Todos tus artículos de aseo, baño y cuidado facial favoritos. Uno siempre escucha a mamás decir que pasaron días sin bañarse…bueno, en la clínica puedes pedir que cuiden a tu guagua para ducharte y aplicar tus productos preferidos con –relativa- tranquilidad (¡te mereces esos 30 minutos!).
  • Un set de maquillaje. Yo elegí productos para lograr el “no make-up make-up” con el objetivo de lucir descansada y natural.
  • Antifaz para dormir. Las guaguas hacen muchos sonidos al dormir y cuesta aprender a interpretar que significan estos ruidos, por lo que te despertarás a cada rato para asegurarte que tu guagua esta respirando (true story). En mi experiencia, es mucho más cómodo tener una luz suave prendida y retirarse el antifaz, que apagar y prender la luz a cada rato.
  • Celular, cámara de fotos y cargador.
  • 1 tenida cómoda para el alta.
  • Lentes ópticos o de contacto si los usas.
  • Aceites de masaje para el trabajo de parto o cualquier cosa que ayude a relajarte. Hoy en día la mayoría de las salas de parto cuentan con telas de género y pelota de Pilates, no obstante, te recomiendo que lo confirmes antes con tu matrona.
  • Elástico/pinche para el pelo.
  • Música (Parlante + celular). La música para el trabajo de parto es una opción súper personal. Muchos escuchan temas de relajación, pero yo preferí hacer mi propia lista en Spotify con canciones que tenían un significado para nosotros.
  • Documentos (carnet, libreta de matrimonio, seguros).

Muchas notaron que en la foto del parto estoy con las uñas pintadas, y esto fue porque tenía hora para que me retiraran el esmalte permanente el mismo día que comencé con el trabajo de parto y sencillamente no alcancé a sacármelo ¡típico que los médicos somos los pacientes más porfiados! LOL. Lo cierto es que en todas las clínicas y hospitales exigen que vayas sin esmalte de uñas a cualquier intervención o procedimiento quirúrgico, así que mejor seguir las indicaciones. También te sugiero que vayas sin accesorios y sin maquillaje.

PARA EL BEBÉ

Recuerda que sólo debes llevar lo siguiente (¡nada de artículos desechables ni aseo!):

  • 4-5 tenidas completas que incluyan:
    • Chambrita. Es una camiseta abierta que va debajo del peluche y las puedes encontrar en tiendas como Colloky.
    • Pilucho y panties de algodón.
    • Osito/enterito de algodón si es verano o plush si es invierno.
    • Calcetines, gorro y mitones.
    • Babita (paño de algodón pequeño).
  • 1 mantita de algodón o polar.
  • 1 tuto/pañal de algodón.
  • Chupete de recién nacido. Esto es opcional y controversial, ya que hay estudios que sugieren incorporar el chupete sólo una vez que se haya instalado una lactancia exitosa.
  • Si esperas a una niñita y decides perforarle las orejas, recuerda llevar los aritos con broche a presión.
  • Silla para el auto. Debes instalarla y comprobar que funciona correctamente en la tranquilidad de tu casa, previo al parto, junto a tu pareja o tu acompañante del parto.

Para evitar alergias e irritación, es recomendable que laves toda la ropa previo a su uso con Jabón Popeye Bebé y que retires todas las etiquetas que vayan a estar en contacto directo con la piel. Además, te sugiero que empaques cada tenida completa en una bolsita Ziploc rotulada por día, de esta manera, si quedas con movilidad reducida por dolor u otra causa, sólo deberás pedir que saquen X bolsita del bolso y no tendrás que pensar en combinaciones.

PARA LA PAREJA O ACOMPAÑANTE DEL PARTO

Es fundamental que tengas una conversación con tu pareja o acompañante para que planifiquen juntos las tareas prácticas y los detalles más importantes, de manera que no pierdan tiempo o discutan por cosas insignificantes justo antes de salir de la casa. Tu pareja debe saber: cuántos bolsos hay que subir al auto y dónde están guardados; qué ruta tomará al hospital y dónde esta el acceso a maternidad.

El trabajo de parto puede ser muy largo, así que es importante que lleve todo lo necesario para sentirse cómodo/a, de manera tal que sea el mejor apoyo para ti durante el proceso. Además, si decide quedarse a dormir en el hospital deberá llevar una muda de ropa para cada día, junto con sus artículos de aseo y algo para entretenerse o trabajar on-line.

Por último, no olvides disfrutar con todo el corazón una de las experiencias más transformadoras e inolvidables de tu vida 😉

Puedes descargar la lista en PDF para imprimir aquí.

¡Espero no haber olvidado nada! Si lo hice, por favor comparte tu opinión con el resto de las lectoras ¡tu experiencia puede servirle a muchas!

Xx. Ignacia.